EL HOMBRE MEDIOCRE

El hombre mediocreAutorJosé Ingenieros

Editorial: elaleph.com

ISBN:

DL:

Género: Filosofía - Cinecia - Pensamiento Libertario

Año: 2000 (1ª edición 1913)

Páginas: 211 (9 x 12’5 cm.)

PDF: SI (sólo PDF) - Pincha abajo

 

EN 100 PALABRAS: escrito en 1911 y publicado en el año 1913, la obra trata sobre la naturaleza del hombre, oponiendo dos tipos de personalidades, la del hombre mediocre y la del idealista, analizando las características morales de cada uno y las formas y papeles que estos tipos de hombres han adoptado en la historia, la sociedad y la cultura. Para José Ingenieros "no hay hombres iguales", clasificándolos en tres tipos: El hombre inferior, el hombre mediocre y el hombre superior. Describe a los tres exaltando al idealista. Algunas de sus categorías fueron tomadas y reformuladas dos décadas después por José Ortega y Gasset para construir su conocida antinomia entre el hombre-masa y el hombre-noble, realizada en su libro "La rebelión de las masas".

ÍNDICE

INTRODUCCION - LA MORAL DE LOS IDEALISTAS

003 - I. La emoción del Ideal

004 - II. De un idealismo fundado en la experiencia

013 - III. Los temperamentos Idealistas

017 - IV. El idealismo romántico

020 - V. El Idealismo estoico

026 - VI.Símbolo.

CAPÍTULO I - EL HOMBRE MEDIOCRE

027 - I. ¿"Áurea Mediocritas"?

030 - II. Los hombres sin personalidad

033 - III. En torno del hombre mediocre

037 - IV. Concepto social de la mediocridad

040 - V. El espíritu conservador

045 - VI. Peligros sociales de la mediocridad

047 - VII. La vulgaridad.

CAPÍTULO II - LA MEDIOCRIDAD INTELECTUAL

051 - I. El hombre rutinario

058 - II. Los estigmas de la mediocridad intelectual

062 - III. La maledicencia: una alegoría de Botticelli

067 - IV. El sendero de la gloria.

CAPÍTULO III - LOS VALORES MORALES

072 - I. La moral de Tartufo

082 - II. El hombre honesto

086 - III. Los tránsfugas de la honestidad

091 - IV. Función social de la virtud

094 - V. La pequeña virtud y el talento moral

099 - VI. El genio moral: la santidad.

CAPÍTULO IV - LOS CARACTERES MEDIOCRES

104 - I. Hombres y sombras

109 - II. La domesticación de los mediocres

117 - III. La vanidad

120 - IV. La dignidad.

CAPÍTULO V - LA ENVIDIA

125 - I. La pasión de los mediocres

130 - II. Psicología de los envidiosos

134 - III. Los roedores de la gloria

138 - IV. Una escena dantesca: su castigo.

CAPÍTULO VI - LA VEJEZ NIVELADORA

140 - I. Las canas

142 - II. Etapas de decadencia

145 - III. La bancarrota de los Ingenios

146 - IV. Psicología de la vejez

150 - V. La virtud de la Impotencia.

CAPÍTULO VII - LA MEDIOCRACIA

154 - I. El clima de la mediocridad

158 - II. La patria

161 - III. La política de las piaras

167 - IV. Los arquetipos de la mediocracia

179 - V. La aristocracia del mérito.

CAPÍTULO VIII - LOS FORJADORES DE IDEALES

186 - I. El clima del genio

190 - II. Sarmiento

198 - III. Ameghino

207 - IV. La moral del genio

_________________________

 

José IngenierosJOSÉ INGENIEROS (1877-1925), italoargentino nacido en Palermo (Italia) como GIUSSEPPE INGEGNIERI, puede afirmarse que fue una persona con inteligencias múltiples: médico, psiquiatra, psicólogo, criminólogo, farmacéutico, sociólogo, filósofo, masón, teósofo, escritor, docente y comprometido socialmente hasta llegar al anarquismo. Destacó por su influencia entre los estudiantes que protagonizaron la Reforma Universitaria de1918. Sus ensayos acerca de la sociedad de su época ayudaron a abrir el diálogo sobre un sinnúmero de aspectos morales y éticos de la Argentina de principios del siglo XX. Desde 1897 dirigió el diario La Montaña (periódico que se autodenominó «socialista revolucionario») junto con Leopoldo Lugones, donde además de sus intereses puramente científicos y sociales, también se interesó por el ocultismo, los fenómenos parapsicológicos y la teosofía, mostrando un rechazo por las posturas científicas oficiales (que señalaba como dogmáticas), y proponiendo una actitud más abierta en la investigación psicológica. En 1903, la Academia Nacional de Medicina lo premió por Simulación de la locura (secuela de su tesis editada en libro). Fue nombrado jefe de la Clínica de Enfermedades Nerviosas de la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires. En 1904 ganó la suplencia de la cátedra de Psicología Experimental en la Facultad de Filosofía y Letras (de la Universidad de Buenos Aires). Se convirtió en un destacado miembro de la Cátedra de Neurología y en el Servicio de Observación de Alienados de la Policía de la Capital, del cual llegó a ser su director. Entre 1902-1913 dirigió los archivos de Psiquiatría y Criminología y se hizo cargo del Instituto de Criminología de la Penitenciaría Nacional de Buenos Aires, alternando su trabajo con conferencias en universidades europeas. En 1908 ganó la cátedra de Psicología Experimental en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires. Ese año fundó la Sociedad de Psicología. En 1909 fue elegido presidente de la Sociedad Médica Argentina y fue nombrado delegado argentino en el Congreso Científico Internacional celebrado en Buenos Aires. Completó sus estudios científicos en las universidades de París, Ginebra, Lausana y Heidelberg. En 1919 renunció a todos los cargos docentes y hacia 1920 comenzó su etapa de lucha política, participando de manera activa en favor del grupo progresista Claridad, de tendencia comunista.En 1922 propuso la formación del organismo de lucha contra el imperialismo Unión Panamericana que difundió continentalmente las ideas antimperialistas. En 1925, pocos meses antes de su muerte, creó el censuario antiimperialista Renovación. Con el tiempo discrepó de las posturas del socialismo de Estado y empezó a colaborar con periódicos anarquistas, llegando a ser abiertamente simpatizante, reflejándolo en varias de sus obras literarias. Lo que se debió, en parte, a la influencia de criminólogo anarquista italiano Pietro Gori.

 

 


  • Twitter

  • Facebook

Recibir información de CGT Murcia

Y por whatsapp?